ConsejosSaludinmunológico blog

Una preocupación frecuente entre las personas en contacto con enfermos y en aquellas preocupadas por su salud es cómo fortalecer el sistema inmunológico y que este ayude a evitar contagios y enfermedades.

Aunque existen distintos tipos de inmunidad un sistema inmunitario fuerte es clave para toda persona. Muy especialmente para cuidadores y profesionales de la salud encargados de atender a enfermos de enfermedades contagiosas, desde una leve gastroenteritis viral a otras de mayor gravedad.

 

Cuestiones básicas sobre el sistema inmunológico a tener en cuenta

¿Qué es un anticuerpo?

Una sustancia segregada por los linfocitos de la sangre para combatir una infección de virus o bacterias que afecta al organismo. Fortalecer el sistema inmunológico favorece la segregación de anticuerpos en caso de necesidad.

¿Qué es el sistema inmunológico?

Es un sistema de defensa natural del organismo contra las infecciones, bacterias y virus dañinos. Este reacciona segregando anticuerpos y destruyendo los organismos infecciosos que lo invaden.

¿Cuándo es necesario reforzar el sistema inmunológico?

Especialmente en los siguientes casos. Cuando se desea reforzar la inmunidad adquirida, cuando se ha pasado una enfermedad, en personas en contacto con enfermos infecciosos de enfermedades no vacunables, cuando se sufren enfermedades del sistema inmunológico, ante tratamientos agresivos como la quimioterapia o tras terminar un tratamiento con antibióticos.

 

Cómo fortalecer el sistema inmunológico

Seguir una dieta saludable y equilibrada o suplementar esta en caso de necesidad

Un adecuado aporte de nutrientes es clave para el buen estado del sistema inmunológico. Fundamental es el aporte de proteínas que debe recibir el organismo. Si por distintos motivos no puedes llevar una dieta equilibrada y acorde a las necesidades de tu organismo  y debes plantearte cómo fortalecer el sistema inmunológico aportando a este los nutrientes que precisa.

La suplementación nutricional es básica en esos casos. Es recomendable que tengas muy en cuenta qué nutrientes precisas realmente que no puedas tomar en la cantidad indicada a través de la alimentación, y en qué cantidad. Si tienes dudas consulta con tu médico de familia.

Disfruta de un descanso adecuado

El tiempo de descanso y la calidad y tiempo del sueño son dos aspectos que debes tener claros si te preguntas cómo fortalecer el sistema inmunológico. Durante el sueño se llevan a cabo algunos procesos en el organismo necesarios para su buen estado y óptimo funcionamiento. Un cuerpo con un sueño deficiente o de mala calidad tendrá un sistema inmunológico más débil.

Sigue unos hábitos de vida sanos

Estos te ayudarán a que todo tu organismo esté más fuerte. No solamente tu sistema de defensas será mejor sino que también tendrá menos frentes abiertos por lo que en caso de necesidad actuará de forma más rápida y contundente contra los agentes nocivos invasores.

Cuestiones como hacer ejercicio físico moderado de manera habitual o evitar vicios nocivos como el tabaco, entre otros, son de gran importancia para un sistema inmunológico fuerte.

Tomar probióticos y, si es necesario, prebióticos

Los probióticos favorecen el crecimiento de la flora intestinal lo que ayuda a luchar contra algunas enfermedades que entran a través del sistema digestivo y a fortalecer el estado de salud global del individuo. En ocasiones esta medida puede no ser suficiente pero un buen recurso es la toma de prebióticos. Tu médico puede indicarte si este segundo paso es necesario para ti, si te surgen dudas al respecto.

Higiene e hidratación, dos puntos clave para reforzar el sistema inmunitario

La adecuada hidratación del organismo es necesaria para distintos aspectos. Entre ellos, para fortalecer el sistema inmunitario. Cuidar de este y de una higiene diaria adecuada son básicos en este aspecto. Una forma sencilla y efectiva de lograr tus objetivos cuando te planteas cómo fortalecer el sistema inmunológico.